Descubriendo a Gloria Fuertes

Llevaba ya mucho sin publicar en el blog… El libro anterior fue el de Elena Fortún y después cogí el de Gloria Fuertes: dos pesos pesados pasando por mi mesita, mochila, sillón y en cualquier cafetería. Esa es la razón número uno de mi demora.

Pero es cierto que ya tenía el libro de Gloria Fuertes terminado desde hacía días. Ya que iba a tardar en publicarlo, quise esperar a hoy, 26 de abril, Día de la Visibilidad Lésbica y tres días después del Día del Libro. Así que, con todos los requisitos en orden ya, allá vamos.

Tenía ciertas reticencias hacia este libro porque cuando sale algo para conmemorar un aniversario X no me fío, ya me he llevado algún chasco. Pero entonces escuché este programa de Carne Cruda (si escuchando a Gloria Fuertes, en el minuto 24:50, recitando el poema sobre su vida, no se os encoge el corazón, ¡es que no tenéis!):

https://www.ivoox.com/player_ej_17292920_4_1.html?c1=ff6600

Así que, en una de mis visitas a Berkana, pregunté a Mili por el libro. Me lo abrió para que pudiera examinarlo y me atrapó. Todo el aroma del libro estaba atrapado por el plástico que lo cubría y ya no pude escapar. Para acabar del todo con mis dudas, cuando iba a pagar Mar me dijo “Te llevas una joyita“, y no me mintió. Este libro va a estar por siempre en mis estanterías.

El libro de Gloria Fuertes. Antología de poemas y vida” está editado por Blackie Books y, para analizarlo, voy a dividirlo en tres partes.

En primer lugar, relatos biográficos. No se trata de una biografía porque Jorge Cascante, el responsable de los textos, reconoce que es difícil trazar una línea auténtica. Así que tenemos retazos, imágenes, poemas de su vida. Y estos fragmentos nos descubren a una Gloria muy diferente de la que es parodiada en televisión. Este libro nos va a mostrar a la Gloria que sufre y se auto-lesiona para superar ese dolor. Nos muestra a una Gloria que ama, ama a mujeres y ama a la vida. Y nos muestra a una Gloria activista, políticamente comprometida.

En segundo lugar, tenemos un conjunto de imágenes de objetos que pertenecieron a Gloria. fotos suyas antes nunca vistas (de las que conoceremos hasta las anotaciones al dorso), publicaciones en prensa, cuentos y hasta carnets identificativos.

Gloria Fuertes

Con la primera parte, los esbozos biográficos, y la segunda, las imágenes, ya nos vamos haciendo una imagen bastante clara de quién fue esa gran poeta silenciada para los adultos y escuchada por los niños. Y todavía nos queda la tercera parte: sus poemas.

No solo escribía para niños, también escribía poemas de adultos, con una profunda implicación social. De hecho, para ella la poesía es eso: útil socialmente. Para enseñar a pensar a los niños, para sacudir las costuras de los adultos. Decía que cuando se sentía mal, escribía para adultos. Y cuando se sentía bien, para niños.

Entre sus poemas podremos encontrar feminismo, multiculturalismo (y rechazo al racismo), pacifismo… y seguramente si ella me leyese, algo me diría por utilizar tantos –ismos para definirla. Y, a pesar de todo el dolor que hay en este libro, hay mucho humor. El humor de Gloria Fuertes. Por ejemplo, podemos leer:

Para leer bien mis poemas primero les pongo palabrotas entre medias (Pienso mesa, cojones, y digo silla | compro pan y me lo dejo, ¡coño!) y luego se las quito, y lo que me queda es lo que leo. Pero el recuerdo de los tacos sobrevuela la lectura. Si un poema mío vale diez, cuando yo lo leo vale once. Yo no recito mis poemas, que quede claro. Yo los leo.

 “El libro de Gloria Fuertes. Antología de poemas y vida” nos descubre a una Gloria Fuertes que tenía su propio Dios, que no era poetisa sino poeta (y un hombre que escribe poemas es, si acaso, un “poeto“) a una superviviente, valiente, malhablada, que bebe y fuma mucho, que ríe y se divierte. Este libro nos otorga el perfume más auténtico de Gloria Fuertes.

Y no podía terminar la reseña sin algunos de sus poemas. Después de mucho esfuerzo, he escogido tres.

Lo confieso
Es triste, y porque es triste, lo confieso;
aquí estoy yo y vengo voceando,
buceando, mejor, en la niebla;
ahorcándome la voz entre los álamos.
Ganándome el sudor con este pan,
ganándome la vida con las manos,
ganándome el dolor con el placer,
ganándome la envidia con el salmo.
Ganándome la muerte con la vida,
voy consiguiendo todo sin el llanto,
que soy la mujer fuerte que se viste
y medita mirando el calendario.
Es triste, y porque es triste, lo confieso,
cuesta mucho vencerse, sin embargo,
intenta dar un beso al enemigo
verás que sale luz de tu costado.

Canción del negro

Yo nací negro y libre en África del Sur,
yo vivo negro y libre en la América del Norte.
Los blancos me quitaron la libertad
pero no pudieron contra mi piel,
yo sigo negro y libre en la América del Norte.

Mis abuelos del África del Sur
aún rizan el cabello de
mis hijos en el vientre de mi mujer.
Yo nací negro y libre en el África del Sur,
ahora soy un ciudadano norteamericano.

Tengo que seguir siendo fuerte, negro y libre
y nunca contar a mis hijos que sus amigos
son biznietos de los que me hicieron esclavo.

Nací para poeta o para muerto

Nací para poeta o para muerto,
escogí lo difícil
-supervivo de todos los naufragios-,
y sigo con mis versos,
vivita y coleando.

Nací para puta o payaso,
escogí lo difícil
-hacer reír a los clientes desahuciados-,
y sigo con mis trucos,
sacando una paloma del refajo.

Nací para nada o soldado,
y escogí lo difícil
-no ser apenas nada en el tablado-,
y sigo entre fusiles y pistolas
sin mancharme las manos.

Anuncios

2 comentarios sobre “Descubriendo a Gloria Fuertes

Agrega el tuyo

  1. ¡Preciosos los poemas que has escogido! El primero me ha emocionado especialmente. Gloria Fuertes me empieza a parecer una poeta fascinante (¡todo un punto su reivindicación de la palabra “poeta” para las mujeres!). Ha sido un gusto volver a leerte y descubrir una obra como la que reseñas. Siempre he tenido en casa un libro de Gloria Fuertes y nunca le había prestado mucha atención. Ahora, sin duda, lo leeré de cabo a rabo. ¡Muchas gracias por enriquecer tanto! La verdad es que ya echaba de menos tus entradas, aunque entiendo que hayas esperado a este día para publicar. Espero que todo te siga yendo bien por los madriles. Un abrazo.

    Me gusta

  2. Gloria Fuertes es una grande silenciada en nuestra educación. De hecho, “al otro lado del atlántico” le tienen mucho más respeto y cariño que nosotros. Pronto llega nueva reseña, que han sido semanas convulsas 😉 Gracias por leerme!
    Un abrazo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: